Qué es el Realismo mágico y sus características

El Realismo mágico, es un movimiento literario y artístico que entreteje la fantasía y el mito en la vida cotidiana. ¿Qué es real? ¿Qué es lo imaginario? En el mundo del Realismo mágico, lo ordinario se vuelve extraordinario y lo mágico se vuelve común. Otros nombres que recibe es realismo maravilloso o realismo fantástico.

El Realismo mágico no es un estilo o un género como forma de cuestionar la naturaleza de la realidad. En los libros, los cuentos, la poesía, las obras de teatro y el cine, la narrativa factual y las fantasías lejanas se combinan para revelar ideas sobre la sociedad y la naturaleza humana.

¿Quién acuñó el término Realismo mágico?

En 1925, el crítico de arte Franz Roh acuñó el término Magischer Realismus (Realismo Mágico). Con él describe el trabajo de artistas alemanes que representaban temas rutinarios con un extraño desapego.

Franz Roh
Fue Franz Roh quién acuño el término Realismo mágico

En las décadas de 1940 y 1950, los críticos y académicos aplicaron la etiqueta al arte de diversas tradiciones. Las enormes pinturas florales de Georgia O’Keeffe, los autorretratos psicológicos de Frida Kahlo y las melancólicas escenas urbanas de Edward Hopper se inscriben en el reino del Realismo mágico.

Realismo mágico en la literatura

En literatura, el realismo maravilloso evolucionó como un movimiento separado, alejándose del silencioso y misterioso realismo mágico artístico. El escritor cubano Alejo Carpentier introdujo el concepto de “Real maravilloso” cuando publicó su ensayo de 1949 “Lo real maravilloso en América“.

realismo mágico

Carpentier creía que América Latina, con su dramática historia y geografía, tomaba un aura de lo fantástico a los ojos del mundo. En 1955, el crítico literario Ángel Flores adoptó el término Realismo mágico para describir los escritos de autores latinoamericanos que transformaron lo común y lo cotidiano en lo impresionante y lo irreal.

Realismo mágico Latinoamericano

Según Flores, el realismo maravilloso comenzó con una historia de 1935 del escritor argentino Jorge Luís Borges. Otros críticos han acreditado a diferentes escritores por el lanzamiento del movimiento. Sin embargo, Borges ciertamente ayudó a sentar las bases para el realismo mágico latinoamericano. Así sería único y distinto del trabajo de escritores europeos como Kafka. Otros autores hispanos de esta tradición son Isabel Allende, Miguel Ángel Asturias, Laura Esquivel, Elena Garro, Rómulo Gallegos, Gabriel García Márquez y Juan Rulfo.

portada de cien años de soledad

Una tendencia internacional

Hoy en día, el Realismo mágico permanece firme y es una tendencia internacional, encontrando expresión en muchos países y culturas. Los críticos de libros, agentes literarios, publicistas y los propios autores adoptan la etiqueta como una forma de describir obras que infunden escenas realistas con fantasía y leyendas.

Elementos de realismo maravilloso se pueden encontrar en escritos de Kate Atkinson, Italo Calvino, Angela Carter, Neil Gaiman, Günter Grass, Mark Helprin, Alice Hoffman, Abe Kobo, Haruki Murakami, Toni Morrison, Salman Rushdie, Derek Walcott, e innumerables otros autores alrededor del mundo.

Características claves

Es fácil confundir el realismo maravilloso con formas similares de escritura imaginativa. Sin embargo, los cuentos de hadas no son Realismo mágico. Tampoco lo son las historias de terror, las historias de fantasmas, la ciencia ficción, la ficción distópica, la ficción paranormal, la literatura absurda y la fantasía con espadas y hechizos. Para aclarar un poco la cosa, seis características claves del Realismo mágico.

Situaciones y eventos que desafían la lógica

En la novela de Laura EsquivelComo agua para chocolate“, una mujer a la que se le prohíbe casarse vierte magia en la comida. En “Beloved”, el escritor estadounidense Toni Morrison cuenta una historia más oscura: Un esclavo se muda a una casa perseguida por el fantasma de un niño que murió hace mucho tiempo. Estas historias son muy diferentes, pero ambas están ambientadas en un mundo en el que realmente todo puede suceder.

Mitos y Leyendas

Mucha de la extrañeza del Realismo mágico deriva del folklore, parábolas religiosas, alegorías y supersticiones. En “El camino hambriento” de Ben Okri, un abiku (un niño fantasma de África Occidental) narra los acontecimientos. A menudo, las leyendas de lugares y tiempos divergentes se yuxtaponen para crear anacronismos sorprendentes e historias densas y complejas.

Contexto histórico y preocupaciones sociales

Los acontecimientos políticos del mundo real y los movimientos sociales se entrelazan con la fantasía para explorar temas como el racismo, el sexismo, la intolerancia y otros defectos humanos.

Tiempo y secuencia distorsionados

En el realismo mágico, los personajes pueden retroceder, saltar o zigzaguear entre el pasado y el futuro. Observe cómo Gabriel García Márquez trata el tiempo en su novela de 1967, “Cien Años de Soledad“. Los cambios repentinos en la narrativa y la omnipresencia de fantasmas y premoniciones dejan al lector con la sensación de que los acontecimientos circulan a través de un bucle sin fin.

Configuración del mundo real

Salman Rushdie señaló que “la magia del realismo maravilloso tiene raíces profundas en lo real”. A pesar de los acontecimientos extraordinarios en sus vidas, los personajes son gente común que vive en lugares reconocibles.

Narrador indiferente

El rasgo más característico del realismo mágico es la voz narrativa desapasionada. Los acontecimientos extraños se describen de manera imprecisa. Los personajes no cuestionan las situaciones surrealistas en las que se encuentran.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *