Historia de Joshua Norton I, emperador de Estados Unidos

Joshua Abraham Norton es un personaje muy peculiar en la historia de Estados Unidos. Un día en 1859 decidió autoproclamarse como Norton I, Emperador de los Estados Unidos de América. Incluso más adelante se adjudicaría el título de Protector de México. Fue una persona muy famosa y querida por los habitantes de su ciudad natal de San Francisco. En la literatura fue muy citado por destacados autores debido a sus audaces afirmaciones que le hicieron ganar la simpatía de sus compatriotas. A continuación, repasamos un poco la biografía de Joshua Norton y cómo llegó a proclamarse emperador.

Biografía de Joshua Abraham Norton

Joshua Norton nació el 4 de febrero de 1818. Sus padres eran dos eran judíos ingleses que primero abandonaron Inglaterra para mudarse a Sudáfrica en 1820 como parte de un esquema de colonización del gobierno. Formaban parte de un grupo que se conoció como los “Colonos de 1820”. Su fecha de nacimiento es confusa, pero el 4 de febrero es la más aceptada en base a registros del barco y la celebración de su cumpleaños en San Francisco.

Emperador Joshua Norton I

Norton emigró a los Estados Unidos en algún lugar alrededor de la fiebre del oro de 1849 en California. Probó suerte en el mercado inmobiliario en San Francisco, y en 1852 sería considerado uno de los ciudadanos ricos y respetados de la ciudad.

Fracaso empresarial

En diciembre de 1852, China respondió a una hambruna al prohibir la exportación de arroz a otros países. Causó que el precio del arroz en San Francisco se disparara. Después de escuchar que un barco regresaba a California desde Perú con 200 000 libras de arroz, Joshua Norton intentó arrinconar el mercado del arroz.

Poco después de comprar el envío completo, llegaron más barcos procedentes de Perú, cargados de arroz y el precio del producto se desplomó. Ese fue su fin como empresario. Después de cuatro años de litigio, la Corte Suprema de California finalmente falló contra Norton. Se declaró en bancarrota en 1858.

Joshua Norton, Emperador de los Estados Unidos

Norton desapareció de la vida pública durante un año, luego de su declaración de quiebra. Cuando reapareció en sociedad, muchos creyeron que aparte de pobre se encontraba mentalmente inestable… El 17 de septiembre de 1859, comenzó a distribuir cartas a los periódicos de San Francisco declarándose Emperador Norton I de los Estados Unidos. La mayoría no le hizo caso, pero el “Boletín de San Francisco” atendió sus reclamos e imprimió la declaración:

A pedido y deseo perentorio de una gran mayoría de los ciudadanos de estos Estados Unidos, yo, Joshua Norton, anteriormente de Algoa Bay, Cabo de Buena Esperanza, y ahora desde hace 9 años y 10 meses en SF, California, me declaro y proclamo Emperador de estos Estados Unidos, y en virtud de la autoridad que me corresponde, ordeno a los representantes de los diferentes Estados de la Unión que se reúnan en el Salón Musical de esta ciudad, el primer día de febrero, para alterar las leyes existentes de la Unión que puedan mejorar los males bajo los cuales está trabajando el país y, por lo tanto, hacer que exista confianza, tanto en el país como en el extranjero, en nuestra estabilidad e integridad .

Sus múltiples decretos como emperador, entre ellos la disolución del Congreso y la abolición de los dos principales partidos políticos terminaron ignorados por el gobierno federal y los generales líderes del ejército de los EE. UU.

A pesar de su aparente inestabilidad mental, el Emperador Norton fue muy bien recibido por los

habitantes de San Francisco. Pasó la mayor parte de sus días caminando por las calles de la ciudad con un uniforme azul con charreteras doradas que le dieron los oficiales del Ejército de los EE. UU. También llevaba un sombrero adornado con una pluma de pavo real.

Inspeccionó el estado de las carreteras, aceras y otras propiedades públicas. En muchas ocasiones, habló sobre una amplia gama de temas filosóficos. Dos perros, llamados Bummer y Lázaro, que, según los informes, acompañaron su gira por la ciudad, también se convirtieron en celebridades. Más adelante El Emperador Norton se proclamaría “Protector de México” en su afán de ayudar al país vecino.

En 1867, un policía arrestó a Joshua Norton con la intención de llevarlo a un tratamiento por un trastorno mental. Los ciudadanos y periódicos locales expresaron su indignación extrema. El jefe de policía de San Francisco, Patrick Crowley, ordenó la liberación de Norton y emitió una disculpa formal de la fuerza policial. El emperador otorgó el perdón al policía que lo arrestó.

Billete del emperador norton
Joshua Norton, incluso emitió su propia moneda

Aunque su pobreza no mejoró, Norton comía gratis y frecuentemente en los mejores restaurantes de la ciudad. Se reservaron asientos para él en las inauguraciones de obras de teatro y conciertos. Emitió su propia moneda para pagar sus deudas, e incluso serían aceptadas en San Francisco como moneda local.

Fue una gran atracción para los turistas, a quién se le vendían fotos del emperador con su traje real. También se fabricaron muñecos con su figura.

Actos oficiales como emperador

El emperador Norton declaró los siguientes decretos:

  • 12 de octubre de 1859: Disolver formalmente el Congreso de los Estados Unidos.
  • 2 de diciembre de 1859: Declara que el gobernador Henry Wise de Virginia debe abandonar la oficina para la ejecución de los abolicionistas John Brown y John C. Breckinridge de Kentucky, inaugurado en su lugar.
  • 16 de julio de 1860: Disolver los Estados Unidos de América.
  • 12 de agosto de 1869: Disolver los partidos demócrata y republicano debido a las luchas del partido.
  • 23 de marzo de 1872: Ordenó que se construyera un puente colgante lo antes posible desde Oakland Point hasta Goat Island y hasta San Francisco.
  • 21 de septiembre de 1872: Ordenó una encuesta para determinar si un puente o un túnel era la mejor manera de conectar Oakland y San Francisco.

Por supuesto, Joshua Norton no tenía ningún poder real para hacer cumplir estos actos, por tanto, ninguno se llevó a cabo.

Muerte y funeral de Joshua Norton

El 8 de enero de 1880, el Emperador Norton se derrumbó en la esquina de las calles California y Dupont. Esta última ahora se conoce como Grant Avenue. Ocurrió cuando partía en camino para asistir a una conferencia en la Academia de Ciencias de California. La policía inmediatamente envió un carruaje para llevarlo al Hospital de la ciudad. Sin embargo, murió antes de la llegada del vehículo.

Una investigación en su casa después de su muerte, confirmó que Norton vivía en la pobreza. Tenía aproximadamente cinco dólares en su persona cuando murió y se encontró un soberano de oro con un valor aproximado de $ 2.50 en su habitación. Entre sus artículos personales había una colección de bastones, múltiples sombreros y gorras, y cartas escritas a la reina Victoria de Inglaterra.

Joshua Norton I

Los primeros arreglos funerarios planearon enterrar al Emperador Norton I en un ataúd de indigentes. Sin embargo, el Pacific Club, una asociación de empresarios de San Francisco, eligió pagar un ataúd de palo de rosa acorde con un caballero digno. A la procesión fúnebre del 10 de enero de 1880 asistieron aproximadamente 30 000 de los 230 000 residentes de San Francisco. La procesión en sí tenía dos millas de largo. Norton fue enterrado en el cementerio masónico.

En 1934, su ataúd fue transferido, junto con todas las otras tumbas de la ciudad, al cementerio Woodlawn en Colma, California. Aproximadamente 60 000 personas asistieron al nuevo internamiento. Las banderas que cruzaban la ciudad ondeaban a media asta y la inscripción en la nueva lápida decía: “Norton I, emperador de los Estados Unidos y protector de México”.

Legado

Aunque muchos de sus decretos se ignoraron, sus anuncios sobre la construcción de un puente y un metro para conectar Oakland y San Francisco ahora parecen proféticas. El puente de la Bahía de San Francisco-Oakland se completó el 12 de noviembre de 1936. En 1969, se completó el Transbay Tube para albergar el servicio de metro de Bay Area Rapid Transit que conecta las ciudades. Se inauguró en 1974.

En su honor nació un grupo que ahora está involucrado en esfuerzos para investigar y documentar la vida de Norton con el fin de preservar su memoria.

Emperador Norton en literatura

Joshua Norton pasó a la inmortalidad al ser retratado en la literatura popular. Inspiró al personaje del “Rey” en la novela de Mark TwainLas aventuras de Huckleberry Finn“. Mark Twain vivió en San Francisco durante parte del reinado del emperador Norton.

La novela de Robert Louis Stevenson, “The Wrecker”, publicada en 1892, incluye al Emperador Norton como personaje. El libro fue coescrito con el hijastro de Stevenson, Lloyd Osbourne. Es la historia de la solución de un misterio que rodea un naufragio en la isla del Océano Pacífico Midway.

Norton es considerado como una inspiración principal detrás de la novela de 1914 “El emperador de Portugallia” escrita por la Premio Nobel sueca Selma Lagerlof. Cuenta la historia de un hombre que cae en un mundo de sueños donde su hija se ha convertido en una emperatriz de una nación imaginaria, y él es el emperador.

¿Insólita la historia del Emperador Joshua Norton? ¿Qué opinas de este peculiar personaje? ¡Cuéntanos en los comentarios!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *