Se detectó un nuevo agujero negro y es el más cercano a la Tierra

Conozca a nuestro vecino más nuevo en la galaxia: se descubrió un agujero negro, ¡y es el más cercano a nuestro sistema solar todavía! Los hallazgos emocionantes fueron publicados en un estudio en la revista Astronomy & Astrophysics, tan recientemente como este miércoles. El agujero negro está a unos 1,000 años luz de distancia, y cada año luz está a 5.9 billones de millas de distancia (o 9.5 billones de kilómetros). Puede que no suene tan cerca, pero en términos del cosmos e incluso de la galaxia, se considera prácticamente al lado según el astrónomo del Observatorio Europeo del Sur Thomas Rivinius, quien dirigió el estudio.

En proporción, el agujero negro que anteriormente se consideraba el más cercano está aproximadamente tres veces más lejos, a 3.200 años luz de distancia. El agujero negro en el centro de la Vía Láctea se encuentra a más de 25,000 años luz de distancia, y otro agujero negro que los astrónomos lograron capturar con detalles sin precedentes en abril del año pasado está a la friolera de 55 millones de años luz, en otra galaxia en total.

agujero negro

Entonces, si este agujero negro recién descubierto está tan cerca, ¿por qué no lo conocíamos hasta ahora? Los agujeros negros son regiones en el espacio que ejercen una fuerza de gravedad tan fuerte que nada puede escapar, ni siquiera la luz. Debido a que no se refleja la luz, los agujeros negros son invisibles, y la única forma para que los astrónomos los descubran es observando los cuerpos luminosos que los orbitan. La mayoría de los agujeros negros que conocemos fueron detectados porque estaban devorando estrellas cercanas. Los astrónomos creen que la mayoría de los agujeros negros no tienen nada lo suficientemente cerca como para tragar, por lo que permanecen sin ser detectados.

Curiosamente, este fue exactamente el caso del nuevo agujero descubierto. Es parte de un sistema de dos estrellas llamado HR 6819, que ha sido examinado por los astrónomos durante años. Cuando analizaron los datos, notaron que había algo inusual en el comportamiento de la estrella interna de HR6819. Su velocidad era tan extrema que el equipo comenzó a sospechar que existía un tercer objeto en el sistema, que lanzaba la estrella interior.

Llegaron a la conclusión de que solo podía ser un agujero negro. Era lo suficientemente poderoso como para cambiar el curso de la estrella, pero no lo suficientemente cerca como para tragarlo. “Un objeto invisible con una masa al menos 4 veces mayor que la del sol solo puede ser un agujero negro”, explicó Rivinius en un comunicado de prensa.

constelacion
Una vista telescópica de la constelación Telescopium, la constelación de HR6819

Otro aspecto inusual es que este sistema estelar está lo suficientemente cerca como para que las personas en el hemisferio sur puedan detectarlo en una noche despejada. Este es el primer sistema estelar que contiene un agujero negro que se puede ver a simple vista. 

Este descubrimiento podría ayudar a los científicos a progresar y ampliar inmensamente el conocimiento de los agujeros negros. “Debe haber cientos de millones de agujeros negros por ahí, pero sabemos de muy pocos. Saber qué buscar debería ponernos en una mejor posición para encontrarlos”, dijo Rivinius. Dietrich Baade, otro astrónomo del equipo de investigación lo llamó “la punta de un iceberg”.

Cuanto más aprendemos sobre el universo que nos rodea, más nos damos cuenta de lo vasto y misterioso que es, y a pesar de ser difícil, el proceso de estudiarlo es ciertamente gratificante.

 

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *